Entradas con la etiqueta ‘adornos’

Adornos navideños

Por supuesto, la tapa será un poco mayor que los otros lados. Lo suficiente para que encaje perfectamente con el resto del cubo.
Ya hemos dicho que con corcho se pueden construir muchas cosas. Ahora bien, hay un tipo de industria del corcho que, sobre todo en nuestro país, tiene una gran preponderancia. Nos referimos a la construcción de casitas de todo tipo de formas y  tamaños con destino a los nacimientos de Navidad. Las casitas para los nacimientos siempre están hechas por pequeños artesanos, pues aunque la vida moderna ha impuesto la necesidad de la fabricación en serie de gran cantidad de objetos que hace tiempo se construían a mano, dichos pequeños objetos no han entrado en este engranaje.

Las industrias caseras

Sin duda, al tropezarse con este título, muchos lectores se preguntarán: Pero, ¿qué son las industrias caseras? ¿Acaso es el trabajo que la mujer realiza en el hogar, propio, por lo tanto, de una ama de casa? ¿Acaso son los pequeños arreglos que los mañosos llevan a cabo en sus viviendas? Nada de eso, aunque, como explicaré después, la mujer será una de las principales protagonistas de las industrias caseras. Pero no precisamente en relación con sus deberes de madre y esposa, sino más bien como una consecuencia de estas dos funciones. Mas dejemos para más adelante dicho tema y tratemos de definir qué es, más o menos, una industria casera.
Las industrias caseras tienen una gran preponderancia y el ingenio de miles y miles de personas se hace patente en una serie de objetos, de entre los cuales creemos sinceramente que algunos pueden ser catalogados como verdaderas obras de arte.
Las industrias caseras serán, pues, la fabricación de una serie de objetos que puedan realizarse en casa, sin tener necesidad de mucho espacio para ello y utilizando solamente un reducido número de herramientas.
Pensamos que un sitio como éste será bien recibido por el público, ya que en él se encontrarán normas para que los trabajos de este tipo puedan ser llevados a cabo con la mayor facilidad, con el menor esfuerzo y también con un mínimo de desembolso inicial. Porque los trabajos de las industrias caseras podrán realizarse para algo más que dar rienda suelta a una actitud creadora o para adornar el propio hogar. Es decir, y creemos que éste es uno de los puntos más interesantes a tratar, como un medio para ganarse la vida, disponiendo, al mismo tiempo, de una independencia de horario y de una libertad de acción creadora que otros oficios o empleos difícilmente nos permitirían.