Entradas con la etiqueta ‘artesanos españa’

Patron de tarjeta española de sugestión celestial

Sugestión celestial.

Abanico plegado, sobre fondo jaspeado y profusión de flores.

Materiales: Cartulina ecológica jaspeada, en tono celeste pastel, u otra – Fragmento de blonda de papel blanco, circular, a elección – Papel vegetal de 145 g – Papel metalizado azul Francia – Papel carbónico – Pintura de relieve cristal y otros tonos Lápices policromos en tonos celeste y rosa intenso – Cera en pasta incolora – Pinturas acrílicas en diferentes tonos – 1 pomo de silicona – Cemento de contacto – Givré a elección – Varios.

Herramientas: Punzón repujador – Tijeras Pinza de depilar – Pincel fino – Hisopos Paño oscuro – Otros.

Procedimiento:
* Calcamos el molde del abanico sobre la blonda escogida.
* Plegamos el abanico, como lo muestra el gráfico, doblando los extremos hacia adentro.
* Cortamos el rectángulo de cartulina y lo doblamos por la mitad.
* Calcamos los patrones de montaje sobre la tapa y pegamos con cemento uno de los extremos, luego cada apoyo de los pligues, hasta completar la secuencia.
* Decoramos y destacamos a elección, o guiándonos por el modelo fotografiado.
* Pintar con pincel fino y acrílico, las ramas y hojas, según se indica en el molde.
* Marcar en papel vegetal las flores con el punzón.
* Pintar por el reverso con lápices policromos, esfumando con hisopos, apenas embebidos en cera.
* Recortamos cada flor con tijera, esmaltamos el frente e iluminamos con givré.
* Apretamos el pomo de silicona, formando pequeños pilares en los sitios donde van las flores.
* Debemos presionar levemente, separando al mismo tiempo el producto de la base de la tarjeta.
* Mediante la pinza de depilar aplicamos las flores, sobre cada porción de silicona.
* Finalmente trazamos una guía de motas en relieve nacarado, formando un filete, a 1 cm. de los bordes de la tarjeta.

Nota: Si lo deseamos podemos rematar el centro inferior del abanico con un lazo o moñito. De igual modo, es posible variar totalmente este modelo, empleando sólo el abanico montado sobre cartulina, con un bouquet sujeto a su base central inferior.